A nueve años del fatídico día. Prisión y libertad, el camino de un chileno en España.

A los 21 años, Rodrigo Lanza, estudiaba y trabajaba, pero su vida dio un vuelco inesperado. Lo acusaron de intento de homicidio contra un guardia que quedó en estado vegetal. Pasó cinco años preso. Hoy, a los treinta busca su camino. “Imagínate salir al mundo y estar sin estudios, sin experiencia laboral y con los papeles manchados injustamente”.

“Nos condenaron desde un comienzo”. Esas son las palabras de Rodrigo Lanza al recordar el pasado. La noche del tres de febrero del 2006, le había preparado una cena de despedida, en la casa de unos cercanos, a su madre, Mariana Huidobro. Ella vive en Italia y estaba visitando a su hijo, que estudiaba historia en la Universidad de Barcelona. El joven, de 21 años, vive en Montgat —periferia de Barcelona—, por lo que se quedó a dormir en el hogar. A las 6:00 am del sábado cuatro se retiró. A esa hora abría el metro y debía estar a las 7:30 en el terminal para recoger a Jana, su novia.

En su trayecto pasó por San Pere, ahí estaba la fiesta a la cual se dirigían dos de sus invitados  —el chileno Álex Cisternas y el argentino Juan Pintos—, y así llegaría más rápido a su destino. En mitad de la calle se vieron atrapados. Un enfrentamiento entre jóvenes con la Guardia Urbana (GU), cerraba la arteria. Desde la azotea del edificio empezaron a caer maceteros. El guardia urbano, Juan Sala, fue golpeado. La policía se dirigió a Rodrigo y sus amigos. Los detuvieron y trasladaron a la comisaría de la GU. Eran acusados de golpear al funcionario de seguridad. “Me pegaron culpándome por lo sucedido con su compañero”, recuerda. Al no volver al hogar, Mariana lo buscó. A las 21:00 horas del día siguiente, le avisaron que su hijo estaba detenido. “Pregunte por él en muchas comisarías. Fui tres veces a la que estaba  y la policía me dijo: no esta aquí, pero si estuviese nosotros velamos por su integridad física. Después supe que lo estaban torturando”, cuenta. De esa forma empezó el encierro del estudiante de historia.

El guardia herido quedó en estado vegetal.

La espera en prisión preventiva

Rodrigo ingresó el 4 de febrero del 2006 a la comisaría de la Guardia Urbana. Luego lo trasladaron a la que sería su hogar: la cárcel Trinidad de Barcelona. Nueve fueron los detenidos el día del incidente: cinco españoles, dos chilenos, un argentino y una alemana. Los tres sudamericanos fueron condenados a permanecer en prisión preventiva dos años hasta que se celebrará el juicio. “La jueza de instrucción, Carmen García, dijo que se podían escapar por ser sudamericanos”, contó Mariana. Los tres son acusados de intento de homicidio con arma peligrosa y lesiones en su modalidad más grave. Cargos que conllevan entre 10 y 18 años de prisión. El día del incidente, el alcalde de Barcelona, Joan Clos, tras visitar al agente lesionado, declaró a Radio Cataluña que “una persona desde dentro del edificio ha lanzado una maceta, pesada, contra la cabeza de un guardia urbano”. La defensa pidió a la magistrada la comparecencia del alcalde, su testimonio fue denegado. Durante los cuatros meses donde se pueden entregar pruebas, la Audiencia Provincial de Barcelona desestimó todos los recursos de apelación de la defensa, no aceptaron pruebas exculpatorias. En ese tiempo, la GU declaró que “los detenidos tiraron una piedra, la cual golpeó al policía Juan Sala, haciéndolo caer, rompiéndose el cráneo”. Gonzalo Boyé, abogado de Rodrigo, manifestó en el documental Ciutat Morta: “fue un tribunal que vulneró el derecho al juez imparcial porque cada solicitud de prueba que pedíamos era denegada”. Los antecedentes fueron archivados, se debía esperar el juicio. En ese tiempo, Rodrigo hizo una huelga de hambre, bajó 15 kilos, se hizo vegetariano y formó una banda de rock.

L1XkNkWCárcel

El día anterior al juicio, a Joan Clos se le preguntó sobre la maceta caída que había mencionado hace dos años. Negó su declaración, dijo que hubo maceteros pero no que uno cayó sobre el guardia. Pero, el día del incidente había hablado de un informe, este fue entregado por la GU y se describía que Juan Sala fue herido por una maceta. Al ser excluido el testimonio del alcalde, el documento no pudo ser presentado. “Ese documento desapareció y era la vía para dejar libre a Rodrigo”, declaró su madre.

El siete de enero del 2008 empezó el juicio en la Octava Sala de la Audiencia de Barcelona. La fiscalía seguía pidiendo las penas más duras para el chileno. Podría pasar 16 años más en la cárcel. La Corte Española lo condenó a cuatro años y seis meses de prisión más el pago de una indemnización de 800 millones de pesos por atentado a la autoridad y lesiones imprudentes. “Si no habían culpables la responsabilidad subsidiaria del policía hubiese sido del Ayuntamiento, porque ellos eran los dueños del lugar de la fiesta,” declaró Gonzalo Boyé.  Rodrigo recuerda: “alguien tenía que ser condenado, yo era el chivo expiatorio”.

El chileno ya había cumplido la mitad de la sentencia, podía pedir la libertad condicional. Fue aceptada. “Apenas salió, los policías lo detenían para molestarlo. Por eso, se fue a vivir a Zaragoza”, comenta su madre. Su defensa también apeló al Tribunal Supremo en busca de la absolución. Había que esperar dos años.
En Zaragoza, Rodrigo quiso retomar su vida. Empezó a trabajar como panadero, duró un año y medio. “Cuando quedaban seis meses para saber la sentencia, tenía miedo de volver a la cárcel. Pensaba: me voy a comer 18 años ahí, por lo que renuncié al trabajo para disfrutar lo que me quedaba de libertad”, cuenta. La libertad se acabó.

El 15 de junio del 2009, el Tribunal Supremo dictó en su contra. Le aumentaron la pena a cinco años. “Es una situación de acomodo. Como todo era mentira, no me dieron 18 años, me aumentaron la pena mínimamente y fue como: cállate y agradece”.
Ingresó a la cárcel Cuatro Caminos en Barcelona. Empezó a trabajar en el gimnasio del lugar. “Iba siempre a hacer ejercicio para pasar el tiempo, jugaba basketball”. Se creó un nuevo grupo de músico y leía de todo. “Pasaba de libros teóricos de Foucault a novelas”, dice.

A mediados del 2011 su vida podía cambiar. Víctor Bayona y Bakari Samyang, los dos policías acusados por Rodrigo de torturarlo y ocultar información, fueron condenados por los mismos hechos en otro caso. La jueza hizo caso omiso a la acusación y archivo el expediente. “Ella sabía que era inocente, pero no podían decir que los policías están mintiendo, se les destruía todo el plan”, dice Lanza.

A Rodrigo le quedaban dos años en la cárcel, los cuales pasó escribiendo poemas y cartas. “Con mi polola nos escribíamos siempre. También contesté las de amigos y de gente desconocida”.

Libertad

“No volveré”, esas son las palabras que recuerda Mariana de boca de su hijo el 28 de diciembre del 2013, cuando recuperó su libertad. Se fue a su casa en Zaragoza. Quería volver a su mundo. En marzo del 2014 viajó a Chile. “Me tome un año sabático. Tras lo vivido, tenía que encontrarme conmigo”.

Rodri y yo en ZaragozaRodrigo busca su destino. Pololea hace cinco años, piensa estudiar gastronomía o algo ligado al deporte. “Estoy haciendo un taller de reparación de bicicletas. No es fácil tener 30 años y no tener estudios, experiencia laboral y los papeles manchados injustamente.” Mariana lo visita cada cierto tiempo y afirma que “llevaremos el caso a Estrasburgo. Mi hijo es inocente”.

A más de un año de la salida de prisión, el canal español TV3 emitió el documental Ciutat Morta donde se relata su historia y la de otros detenidos. El tema ha generado la opinión de diversos medios y puesto nuevamente al tapete su caso. Miles de personas han salido a pedir justicia. “Estoy muy agradecida de Ciutat Morta por haber ayudado a romper el silencio”, sentencia Mariana.

El 4 de febrero, Rodrigo lideró la manifestación de Zaragoza en conmemoración de los nueve años del caso. Su madre, fue la comandante en Barcelona.

Dibujo

Un libro, una realidad

Cada vez que cambió de página él lo mira. Sus ojos no se despegan de mí libro. Tenemos algo en común: hace días que mis ojos ven solamente “Doña Lucía” de Alejandra Matus. Al percatarme que su vista fallaba una vez más con su objetivo, cerré el libro para que su intriga cesara. Mi compañero de trayecto logró leer el título del libro. El diálogo entre ambos comenzó.

Hablamos alrededor de quince minutos sobre la lectura. Él solamente quería comprar la biografía de la esposa de Augusto Pinochet, pero no tenía los recursos. Sus ojos humildes me mostraban su amor por leer, pero sus bolsillos vacíos no lo permitían. Comprarse el libro lo dejaría dos semanas sin poder andar en metro. Yo, con rabia por lo caro que cuestan los libros en Chile y tratando de llenar ese espacio desconocido por él, me dedique a narrarle los episodios más interesantes del libro. De Baquedano a Los Héroes trate de ser el mejor narrador. Como no puede adquirir el libro, traté que mi voz se convirtiera en las páginas que no puede gozar.  El preguntaba y preguntaba cada detalle. Recorrimos todas las páginas.

Le comente que la autora del libro es profesora en mi universidad. Su respuesta me indicó, una vez más, que los libros son un privilegio de pocos. “Que suerte la tuya, porque si no tienes el dinero para comprarte el libro, tu profesora te lo puede contar”. Nos despedimos.

Ya han pasado semanas de este suceso, y sigo con el mismo pensamiento que tuve en el momento de bajarme del andén: ¿Por qué no le regale el libro? Es curioso que me culpe del hecho, si el que no quiere abrir las puertas al conocimiento no soy yo.

libros

Educación en Finlandia: el sueño de Chile y España

En la última década, Finlandia se ha erigido como la nación modelo en educación. En ese tiempo, España y Chile han sufrido a diario por sus sistemas educativos desiguales y paupérrimos. Las claves y diferencias del bienestar educativo finlandés son: una fuerte cohesión social, una educación gratuita y un profesorado de alta calidad.

Por Rafael Martínez Carvallo.

A fines de la década del 50, Finlandia contaba con un sistema educativo diseñado para las elites y la deserción estudiantil aumentaba colosalmente: un gran porcentaje de jóvenes perteneciente a los sectores más pobres dejaban la escuela a los 14 años para poder trabajar. Pasaban los años y la educación finlandesa seguía en un profundo estancamiento, pero en 1978 los políticos de la época decidieron abrir los ojos. El desigual sistema educativo finlandés tendría un vuelco rotundo. El país nórdico comenzó con una serie de profundos cambios en educación, que tenía como gran objetivo lograr una educación de excelencia, gratuita y de calidad.  Al poco tiempo, los resultados se vieron reflejados en la disminución en la brecha de desigualdad y hoy, 35 años después, estos cambios están a la vista de todo el mundo: Finlandia ocupa desde principios de siglo siempre los primeros puestos en el ranking del Informe PISA de la OCDE sobre educación.

En el lado opuesto de Finlandia están Chile y España. En el mismo informe donde Finlandia ocupa los primeros lugares, España (34) y Chile (44) siguen por debajo de la media de la OCDE en los tres aspectos analizados (matemáticas, lectura y ciencia). Ambos países han realizado un sinfín de reformas a la educación: España ya ha realizado 12 leyes orgánicas desde 1978 y en Chile su sistema educativo sufre cambios y cambios en cada gobierno, pero lamentablemente los resultados son negativos en ambas naciones: mayor desigualdad social y menos oportunidades para acceder a una educación de calidad. El gran motivo: observar a la educación como un bien de mercado y no como un bien necesario para toda la sociedad, lo que se traduce en que tanto el sistema español como el chileno fueron confeccionados para curar heridas, pero no para prevenir futuras caídas.

Segregación social escolar
¿Se imagina que su hijo, que vive en uno de los sectores más pobres de su país y con una situación económica precaria, pueda asistir a la misma escuela del niño más rico de la misma nación? El ejemplo anterior sería una utopía en países como Chile o España, pero en Finlandia es la realidad. Todos los habitantes de este país tienen garantizado, independiente de su situación socioeconómica, de su idioma o cultura, la posibilidad de acceder a una educación gratis y de calidad, desde la infancia hasta la educación superior. El motor principal en el sistema educativo finlandés es contar con una fuerte cohesión social. El objetivo es ayudar a mejorar la carrera laboral y la calidad de vida de cada individuo, prevenir la marginación y de esta forma asegurar el funcionamiento de la sociedad.

Chile y España están a años luz de alcanzar a Finlandia en esta metodología. En ambos países el estudiar en establecimientosSin título de calidad es un privilegio de pocos: los que tienen dinero.  En el país latinoamericano y en el europeo uno de los motivos que explica en parte las crisis estudiantiles que viven en la actualidad es la segregación social de sus sistemas educativos.  Chile ya tiene como tradición ocupar los últimos lugares del ranking realizado por la OCDE para medir la segregación social escolar. Un 0,68 siendo el índice 1 el más alto grado, lo demuestra todo. España tampoco se salva, aunque sus índices hayan variado en el último tiempo, siempre está arriba de la media OCDE (0,45). Esto significa que un gran porcentaje de los alumnos de mayores ingresos españoles y chilenos probablemente, durante toda su época escolar, tendrán sólo compañeros de su mismo nivel socioeconómico. Lo mismo sucede en el caso de un estudiante del estrato social más bajo. Es decir, la posibilidad de que un establecimiento mezcle a niños de diferentes realidades es nula y todo a causa de una educación desigual.  Las personas que viven en los barrios con más ingresos encuentran en sus comunas los más altos niveles de educación, por tanto, los mejores y mayores recursos para esta, incluidos los profesores. Opciones imposibles para los sectores con escasos ingresos. “Los niños no solo aprenden de sus profesores, sino también de sus compañeros. Si todos tienen un bajo capital cultural, el nivel de la clase disminuye”, afirma el sociólogo chileno Alfredo Joignant. Un verdadero apartheid educativo.

Abandono escolar
El gran funcionamiento del sistema educativo finlandés se refleja en que apenas un 0,2% de los alumnos no terminan sus estudios obligatorios. Al contarle esto a una persona de Chile o España pensarían que le están narrando un sueño.  En Chile cerca de 80 mil alumnos abandonan anualmente el sistema formal de educación escolar.

frff

“El abandono escolar en Chile no cesará si no se realiza una reforma en la educación, don­de la gente más desvalida tenga el acceso a una educación gratuita y de calidad”, afirma Giorgio Jakcson ex Presidente de la Federación de Estudiantes de la U. Católica de Chile. En España ni hablar, en la edición 2013 del estudio anual “Educación para Todos” que confecciona la Unesco, apareció como el primer país con mayor tasas de fracaso escolar: el abandono escolar es de un 30%. La media europea habla de 1 cada 5.

                                                                   Profesorado de calidad
Otro punto que lleva a Finlandia a la cima en cuanto a su educación es la elevada calificación académica de los profesores. Los finlandeses están conscientes que el futuro de su país está en la educación que entregan y por esto ponen a disposición de los estudiantes a los mejores profesionales del país.  Es por esto que los académicos están muy considerados socialmente en el país nórdico. Aquí nuevamente Chile y España se tratan de esconder de su cruda realidad: en ambos países ser profesor no tiene prestigio.

Para ser profesor en Finlandia se pasa por un riguroso y largo camino. No cualquiera puede llegar a serlo. Hay que pasar una serie de exámenes previos, entrevistas personales, haber sido un buen estudiante de educación secundaria y esperar si entras en el 10% que quedará seleccionado para ingresar a la universidad. Luego vienen las especialidades y master. Todo esto es para fomentar una cultura de confianza por parte de la sociedad hacia los profesores.   “No hay nada que sustituya a un buen profesor. Los países con los mejores resultados atraen a los mejores talentos y se preocupan por la formación continua del profesorado”, asevera John Fallon, consejero del grupo Pearson, compañía puntera en temas educativos.

clasefinlandia-ok--644x362

Rol de Estado
Mientras en España se realizan recortes y recortes a la educación y el Estado se aleja cada vez más del financiamiento del futuro de sus jóvenes, en Chile el Estado realiza reformas para aminorar el gasto de la sociedad pero son nulas. Lo último se refleja en que la nación sudamericana está entre los países con menos gasto público en Educación en relación a lo que produce en un año. Del 3.1 del PIB, sólo la mitad de ese gasto público se destina a instituciones públicas y el resto va dirigido a la educación subvencionada. De hecho, del total que se gasta en educación en Chile, un 57% lo aporta el Estado y un 40% las familias: en la OCDE, el aporte medio del Estado es del 82%.

Aunque en España el Estado aporta con gran parte para el pago de la educación pública, las reformas que realizan los políticos para bienes propios tienen a un sistema educativo cada vez más confuso en la responsabilidad del rol del gobierno con la gente.

En definitiva, tanto Chile como España en vez de recortes y gastos míseros deberían observar nuevamente a Finlandia, donde las escuelas públicas las sostienen entre el Estado (57%) y de las 336 municipalidades (43%). Lo sorprendente es que en los sectores más ricos, el Estado aporta escasamente para ayudar a los sectores más desvalidos y por si fuera poco, el gobierno también se preocupa por completo de la gestión de los centros de educación especial.

Si de educación se habla a Chile y España les esperan siglos para in­gresar al paraíso en el cual se en­cuentra cómodamente Finlandia.

Un triste adiós

La ciudad está en silencio, sus colores de día y noche se esconden, no resaltan. Las personas caminan observando el piso. Algo caló hondo en el corazón de la gente catalana. El Barcelona perdió.

Por Rafael Martínez.51817f398e902_515x343

Un Camp Nou lleno. 90.000 personas esperan el ansioso milagro azulgrana para este 1 de mayo. Once contra once en la cancha, pero todos miran al banquillo. Messi se come las uñas, la camiseta con el 10, sus shorts y  zapatos no están junto a él. La llave del milagro ocupa un lugar desconocido para él en su estadio: el banquillo.

Suena el pitazo inicial y con él comienza a rodarse el mejor guion escrito por un alemán. Jupp Heynckes nunca había escrito tanta perfección. En sólo siete días planeó una exitosa segunda parte de la pesadilla azulgrana. Mientras, su compañero de oficio, Tito Vilanova, no cuenta con su mejor actor y tiene un guion bastante desarmado. La película ya muestra destello de su final.  Pique corre y corre cortando los avances de Robben, Ribery y Muller. La máquina de Heynckes, conocida como Bayern Munich simplemente alarga el sufrimiento culé vivido en Alemania. Messi ya no es el único que se come las uñas. En el estadio, bares y hogares de Barcelona varios lo imitan. La primera parte termina. Queda mucha historia.

Sólo 45 minutos separan a Tito Vilanova y sus dirigidos de transformar un hito casi utópico en realidad. Demasiada fantasía. Empieza la segunda parte y en el Camp Nou se ve a una escuadra conectada y otra sin saber cómo imponer su filosofía.  Llega el primer golpe alemán. Una maravilla de Robben. El protagonismo por años del Barcelona parece tener un freno, por lo menos hoy. En un abrir y cerrar de ojos, Pique se tapa la cara y grita ofuscado. Mal despeje del central y le entrega el segundo grito a los bávaros. Un resignado Vilanova, envía a Xavi e Iniesta a sentarse junto a Messi.  No quiere que sean parte de la fiesta alemana y de su pésimo largometraje. Una señal que la filosofía azulgrana no funciona esta noche. El color rojo del Bayern resalta en la pantalla. Ribery centra y Muller conecta. Gol. Un 3-0 inapelable. 180 minutos para un 7-0 global. La peor pesadilla culé en años, un sueño horrible donde Messi sólo se pudo comer las uñas. Será la ausencia del argentino la razón de este quiebre futbolístico, un enigma.

Finalmente el milagro de 1 de mayo no llego. El Barcelona se despide de la Champions League. El pueblo culé aplaude, saben que es un triste final, pero no el adiós a una época exitosa. En cambio, el Bayern ya se prepara para su siguiente película, que ya tiene fecha, escenario y competencia: 25 de mayo. Wembley. Borussia Dortmund.

scale

B&N: Un cáncer creciente

Once  técnicos en cinco años,  proyectos inconclusos,  un club sin títulos, contrataciones que no conoce nadie e indemnizaciones millonarias. Cinco puntos negativos y sólo algo que se repite durante todos estos meses de pesadillas en Colo Colo: B&N, un cáncer que no quiere morir.

Ayer se repetía una de las escenas más constantes del último tiempo en Colo Colo, Omar Labruna era cesado de su cargo como entrenador del club. Ya parecen giratorias las puertas del Monumental. Está claro que el club muestra un nivel paupérrimo en el torneo nacional, pero cortar nuevamente un proyecto ya es una falta de respeto para todos los que sufren, celebran y viven por el club. Lo que más duele es saber que esta decisión sólo estuvo en duda por la alta indemnización que debía pagar la directiva B&N, pero es el fiel reflejo de su mandato, cuando el dinero está por medio todo tiembla en esta directiva. Un grupo empresarial que no entiende lo que es fútbol sin los ojos de la codicia. Una directiva que ve a Colo Colo como un pyme, pero una pyme que no sale a flote.
byn_colo-colo

Este show llamado proyecto para B&N parece tener la misión de realizar todo lo contrario a lo que quiere el hincha. El club suma y suma derrotas y fracasos, y no conoce triunfos ni alegrías. Una pena, pero es el resultado de pensar que el dinero lo es todo. Una cofradía que debe partir del fútbol si no lo quiere matar, pues todo lo que toma lo transforma en fracaso.

1659571En fracaso le agrego el tema de las indemnizaciones, pues parece cómico pero en vez de gastar tanta plata en indemnizaciones, el club podría formar un plantel competitivo y no estar trayendo jugadores perdidos en Grecia.  Por eso, espero que los $102 millones que costó la salida de Omar Labruna no pesen en las futuras contrataciones. Si Colo Colo se sigue usando como plataforma política y de negocios, las malas contrataciones, el dinero mal gastado y técnicos cesados seguirán siendo un cuento fome y recurrente. Lo último se respalda en la frase del preparador físico de la institución, Jorge Fleitas, que demuestra todo lo que ha pasado en Colo Colo estos últimos años: La comisión directiva tomó esta resolución (el despido de Labruna)  y el show debe continuar”. B&N es un show basado en el dinero mal gastado.

Por último es  una pena decirle al hincha cacique que no piense en obtener la estrella número 30 este campeonato, pero la razón es más fuerte, piense en recuperar al club y su identidad, o sino este cáncer B&N seguirá ramificándose.

hinchallanto

Simplemente Gabriel García Márquez

Todo lo que aborda lo escribe con indiscutible calidad,  no importa si es un cuento, un libro o una crónica periodística, todo tiene el sello de Marquéz, sello de calidad. Por esto, en honor a su cumpleaños número 86 les dejo algunas frases de este gran escritor y periodista colombiano.  86 años de historias, de libros, borradores, cuentos,  hojas, tinta y plumas.

Gabriel-Garcia-Marquez-Facebook1

“A ustedes, soñadores con menos de cuarenta años, les corresponde la tarea histórica de componer estos entuertos descomunales. Recuerden que las cosas de este mundo, desde los transplantes de corazón hasta los cuartetos de Beethoven estuvieron en la mente de sus creadores antes de estar en la realidad. No esperen nada de siglo XXI, que es el siglo XXI el que los espera todo de ustedes. Un siglo que no viene hecho de fábrica sino listo para ser forjado por ustedes a nuestra imagen y semejanza, y que sólo será tan glorioso y nuestro como ustedes sean capaces de imaginarlo.” 

“La hoja en blanco es la cosa más angustiosa que conozco después de la claustrofobia.”                            garciamarquez

“Recordar es fácil para el que tiene memoria, olvidar es difícil para quien tiene corazón.” 

“Un hombre solo tiene derecho a mirar a otro hacia abajo, cuando ha de ayudarle a levantarse.” 

“Me desconcierta tanto pensar que Dios existe, como que no existe.”

“Siempre he creído que lo más hermoso de la creación es una mujer hermosa.” 

Creo que a muchos nos pasa que cuando leemos a García Márquez sentimos que sus letras y palabras se van plasmando en un proyector de imágenes que nos va mostrando la realidad tal como es pero a través de cuentos, historias o crónicas. Un truco que sólo Gabo tiene la licencia de hacer. Sigamos con sus frases.

gabriel-garcia-marquez-011“No tenemos otro mundo al que podernos mudar.”

“La ingratitud humana no tiene límites.”

“Periodismo es un oficio que se aprende en la práctica y que la crónica es la novela de la realidad.”

“Los seres humanos no nacen para siempre el día en que sus madres los alumbran, sino que la vida los obliga a parirse a sí mismos una y otra vez.”

“El día que la mierda tenga algún valor, los pobres nacerán sin culo”.

Simplemente Gabriel García Márquez, un grande que ya dejó una huella imposible de borrar. Después de leer sus frases sólo queda agradecerle por introducir la realidad en sus libros y reunirla en simples hojas de papel.  Simplemente una pluma increíble y única.

Mi nombre es mapuche

Nadie puede justificar desde ningún punto de vista los hechos que terminaron con el asesinato del matrimonio Luchsinger-Mackay, y que se debe buscar y castigar a los culpables…pero a Catrileo lo mataron por la espalda. A Lemún lo balearon indefenso. A Huenante, de 16 años y desaparecido desde 2005 aún no lo entregan. A Cariqueo lo mataron a golpes en una comisaría. A Mendoza Collío lo mataron por retomar su terreno. Todos sin culpables. Pero hay que llamarse Luchsinger para que importe, para que duela y conmueva. Y para que hablemos de “exceso” y “terrorismo”. El respeto y reconocimiento por los pueblos originarios del país es un deber, gracias a ellos podemos escribir nuestra historia.

DSC_0001

El historiador chileno Martín Correa escribe tal cual la realidad de la fuerza del poder sobre el pueblo mapuche. No es actual la estigmatización y el racismo con que se persigue a los mapuches, si hace 200 años fueron los colonos, hoy son los empresarios. “Entonces, los peñis antiguos prosigue el relato iban a buscar harina para sobrevivir, trigo, sobre todo en las épocas de noviembre y diciembre, de grandes hambrunas. Mucha gente murió de hambre, y ahí Conrado Luchsinger abría libretas y la gente iba hipotecando sus corderos, sus animalitos y sus tierras. Y cuando llegaba la época [de cobrar] salía con carabineros, corría los cercos y así fue ampliando sus tierras, cobrando toda la plata de las deudas de la gente que compraba para sobrevivir. Al tiempo, él llegaba: ‘Tanto me debe usted, y como no tiene con qué pagarme, me paga en tierra’. Eso lo hacía en todas las comunidades”.

386762_185364941605668_1298793517_nPero parece que en una nación con una mentalidad estilo europea, el poseer o contar con un apellido indígena es signo o señal de repulsión por parte del sistema social, político y cultural chileno. Un error pues de esta forma nunca avanzaremos. Una clara señal de que en Chile la cultura falta bastante en estos temas.

Y para finalizar, con respecto a los que llaman a los mapuches, pueblo terrorista: atentar contra los derechos de nuestros antepasados es terrorismo, proteger sus tierras un derecho. Cada persona que recibe algún producto que ha sido confeccionado con materias primas extraídas de los territorios mapuches, desconoce todo el sufrimiento que ha tenido que vivir este pueblo, no conoce como la industria ha explotado su hogar. El que llama terrorista a un mapuche definitivamente no tiene percepción de que su realidad es totalmente distinta a la de los mapuches, quienes ante la represión han tenido que vivir durante años.